Exigen que la empresa Autopistas Urbanas, continúe con los trabajos de excavación del Centro Clandestino “Club Atlético”.

0
23

Un grupo de Legisladores porteños, reclamaron esta semana, para que la empresa estatal Autopistas Urbanas (AUSA), reanude las obras para desenterrar el Centro Clandestino de Detención Ilegal, Tortura y Exterminio (CCDTyE) denominado “Club Atlético”, ubicado en plena Av. Paseo Colon, entre Cochabamba y Av. San Juan, que fue demolido para construir la Autopista 25 de Mayo, y tapado por escombros y tierra. Según manifestaron los Legisladores, las obras que fueron suspendidas por la pandemia, dejaron expuestos los restos arqueológicos que aun permanecen enterrados,  y podrían ser prueba material del secuestro de 1.500 a 1800 personas que fueron alojadas en lugar, durante la última dictadura militar.

El “Club Atlético”, fue un Centro Clandestino de Detención, Tortura y Exterminio, que funcionaba en el sótano del Edificio del Servicio de Aprovisionamiento y Talleres de la División Administrativa de la Policía Federal, durante Diciembre de 1977 hasta mediados de 1978, y formaba parte del Circuito represivo conocido como “ABO” (Atlético, Banco, Olimpo). Luego de su demolición, en el año 1978, para la construcción de la AU.25 de Mayo, los secuestrados fueron trasladados a los otros dos Centros Clandestinos de Detención pertenecientes al circuito represivo ABO.

Una Comisión de Derechos Humanos, logró reconstruir una lista de 350 personas confirmadas que estuvieron secuestradas en el Club Atlético, sin embargo hay una estimación realizada por los mismos sobrevivientes del lugar, que dedujeron mediante las letras y números que le daban al ingresar al Centro, que son entre 1500 a 1800 las personas  que estuvieron  en el término de un año, detenidas  ilegalmente en el Centro Clandestino debajo de la AU.25 de Mayo. Luego de su demolición, durante varios años, Organismos de Derechos Humanos y Sobrevivientes del Club Atlético, reclamaron la excavación del lugar, con la seguridad de que aún quedan pruebas y huellas firmes de aquel espacio.

En el año 2018, la empresa AUSA firmó un convenio con la Secretaria de Derechos Humanos de la Nación, en el cual se comprometía al retiro del talud de tierra que se encuentra debajo de la AU. 25 de Mayo, y construir en una de las esquinas del predio, un “Centro de Interpretación” que funcione como un espacio para la memoria.

Según informaron los Legisladores porteños, la excavación que se hizo representa tan solo un 10 por ciento del total del predio, solo se pudo recuperar un sector de dos celdas, la enfermería y un ascensor, todavía faltan más de 52 metros de largo por excavar, pero la obra esta frenada por la pandemia, y desde la empresa comunicaron que no disponían de los fondos necesarios para continuar.