La renovación de la calle Arroyo y la satisfacción de los vecinos!

0
510

Los vecinos se mostraron muy satisfechos con la nueva instalación. Por fin la Avenida Arroyo al 900 se convirtió en un espacio apto para peatones. Los detalles

La Ciudad evoluciona y con ello las modificaciones de espacios públicos también. Tal es el caso de la Calle Arroyo cuyo final de obra fue celebrado por los vecinos con un desfile de diseñadores y modelos.

Los comerciantes de la zona  se mostraron muy conformes dado que esto incriminaría las ventas al reunir una gran cantidad de personas que transitaran la zona durante el día.

Desde la inauguración de la peatonal, las vidrieras lucen mucho mas arreglada que hace  apenas unos meses atrás.

La inauguración del lugar fue un agasajo vecinal con mucho color y un despliegue de creatividades.

Los vecinos del lugar organizaron un desfile de diseñadores y galeristas de la zona que realizaron diferentes intervenciones en la vía pública que incluyó desde trajes hechos de cartón hasta autos de carrera antiguos y motos intervenidas del mismo material.

La prioridad para el peatón que impera hoy en la zona demandó obras de nivelación de las calles y el ensanchamiento de las veredas, además del reemplazo del mobiliario urbano y de las luminarias.

Hoy la estructura de la calle Arroyo incluye unas veredas amplias donde el espacio para la circulación de autos es diminuto, lámparas de época, bares entre edificios antiguos y más espacio para las galerías de arte.

E proyecto de renovación de la calle Arroyo comenzó en octubre de 2016 como parte del proecto Retiro Peatonal que incluyó la puesta en valor del área comprendida entre las calles Carlos Pellegrini, Avenida del Libertador, Maipú y avenida Santa Fe, y que buscó revitalizar la identidad del barrio dándole preferencia al peatón y recuperando el patrimonio.

Según el Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño, el proyecto Retiro Peatonal pretende aplicar el concepto de macromanzanas, en donde las vías de circulación secundarias contribuyan a una movilidad más sustentable y donde se priorice al peatón y se disminuyan las molestias ambientales. Por eso, además de las obras hechas en Arroyo, se hizo la nivelación de las calles Suipacha, Basavilbaso y el pasaje Sargento Cabral. También se hicieron obras de ensanche de vereda en Juncal entre Esmeralda y Maipú, y se puso en valor la plazoleta Paul P. Harris.