Rivadavia y José María Moreno, una esquina con historia.

0
2816

Se considera la esquina más historia del barrio de Caballito. Historias, comienzos, anécdotas y curiosidades de la misma, detalles imperdibles de la esquina más famosa del siglo XVII.

Una de las esquinas más transitadas, donde miles de transeúntes pasan a diario. Automóviles, movimiento y ruido son su característica fundamental.

Sin embargo nadie imagina que en ese lugar hubo una vez vacío, desolación y fue casi desértico.

En el siglo XVII los capitanes Pedro Hurtado de Mendoza y Don Domingo Griveo, heredaron el título de esos terrenos por el Gobernador Hernardarias.

En esa época las tierras de estas intersecciones ya se encontraban trabajadas por esclavos negros y se cultivaban duraznos y membrillo.

El perfil era desolador. El lugar era sinónimo de escasas chacras y poco movimiento.

Sin embargo la suerte de las esquinas más populares del actual barrio de Caballito estaba por cambiar.

En el siglo XIX la Ciudad comenzó a expandirse hacia el oeste y el populoso barrio de Caballito comenzó a poblarse.

En el lugar se encontraba la pulpería Caballito, que posteriormente incidiría bastante en el nombre del barrio.

El lugar servía como referencia y punto de encuentro en la Ciudad. Sin embargo el gran impulso llegó con la construcción del Ferrocarril Oeste inaugurada en 1857 y que conectada la Plaza Lavalle con la estación Floresta.

Pocos más tarde y a pedido de una población que crecía a pasos agigantados, el ferrocarril conectaba la Ciudad con a provincia del Gran Buenos Aires.

Actualmente Caballito es un barrio de personas de clase media alta. Deben esta fama a que en un comienzo de siglo, el proletariado de la Ciudad compraba hectáreas para la construcción de quintas de descanso.

En la década del 80 las corrientes migratorias europeas comenzaron a poblar la Ciudad. Las quintas comenzaron a ser destruidas, vendidas o cambiadas para dar lugar a un proceso de urbanización completamente distinto en la Ciudad.

El barrio comenzó a crecer y fue poblado por gente de clase media alta que se acento en la zona. Así surgió el actual barrio inglés, el palacio Videla Dorna que posteriormente se convirtió en la Escuela Naval Militar.

El barrio comenzó a crecer y los grandes centros comerciales de firmas extranjeras buscaban asentarse en la zona.

La consolidación final del barrio lo daría nuevamente el subterráneo que se extendía a hasta Primera Junta a finales de 1914.El microcentro porteño y la zona más populosa de Buenos Aires quedaban conectadas de una manera rápida, innovadora y sencilla.

La clase media popular y profesional se establecían en la zona con mayor acceso al centro y la transformación llego rápidamente.

Edificios enormes, casas reformadas y centros comerciales se convirtieron en la realidad de un barrio lleno de personas movimiento y vida.

Con la posterior inauguración del Parque Rivadavia en 1982 ya no quedaban dudas aparentes de que Caballito era uno del barrio más requerido de la capital porteña.

Hasta el día de hoy las esquinas de José María Moreno y Rivadavia funcionan como referencia histórica de un lugar complemente urbanizado que retrata el paso del tiempo.