Vacaciones a la costa: la oferta que vuelve y la opinión de los vecinos.

0
186

Llega noviembre y todos comenzamos a planificar las vacaciones. Sin embargo ante la inestabilidad económica los vecinos suponen vacaciones más cortas más cerca y en menos cuotas. Los detalles de una charla vecinal a futuro.

La devaluación del peso argentino se convirtió en un problema serio a la hora de planificar cualquier compra a largo plazo.

Cuando hablamos de las vacaciones la situación es similar. Consultando con los vecinos del barrio muchos optaran por quedarse en casa, disfrutar de las ofertas de la Ciudad, o bien irse a la costa argentina evitando muchos días afuera.

Por la devaluación, el sector turístico anticipa una temporada con un 90% de ocupación en los destinos premium de la costa. Promueven pagar los hospedajes con medios electrónicos y los destinos son la Costa Atlántica o algunos campos del interior del Gran Buenos Aires.

Con este panorama podría resumirse cómo estima el sector turístico que las vacaciones 2019  ya se presentan en un contexto de crisis.

Es que, tanto para las cámaras que agrupan a los hoteleros como las de propietarios particulares, y los sitios online de alquiler directo, no sólo se repetirá el modelo de estadías cortas que ya venía imponiéndose en las últimas temporadas –en detrimento de las estadías por quincenas o más tiempo–, sino que también buscan atraer a aquellos viajeros que debieron dejar de lado los destinos en el exterior por la devaluación a los destinos premium de la Costa atlántica –Pinamar, Cariló, Mar de las Pampas– con una “oferta variada y experiencias, no solo un lugar para estar”, según dice la subsecretaria de Turismo provincial, Martina Pikielny.

Además, otra novedad de este próximo verano es que, por primera vez, el sector público y el privado firmaron –en la última edición de la Feria Internacional de Turismo (FIT)– un acuerdo de intención para que el aumento de los alquileres no supere el 30% y se pueda, además, pagar en cuotas mensuales –de octubre a diciembre, por ejemplo– sin interés a través de transferencias bancarias, o acordadas a través de plataformas como Mercado Pago.

Sin embargo nada de esto garantiza que los vecinos apuesten a irse de vacaciones por largos periodos o decidan salir del país o la Ciudad.

“La Ciudad abre un abanico de salidas y propuestas que deberíamos empezar a considerar por los gastos, hoy priorizamos los eventos gratuitos, los mates al sol o las salidas cortas a la costa” argumento Federico, vecinos del barrio de Almagro.